jueves, 29 de octubre de 2015

Esto es vida ¿Se puede hacer un programa de salud en TV dignamente?


Empiezo haciendo una declaración de intereses: Yo hice este verano una prueba de casting para este programa. Me llamaron, y como el gato al que mató la curiosidad, accedí a realizar una prueba muy divertida de improvisación hablando de temas de salud, interaccionando con público ficticio, etc. para valorar mis habilidades y desenvoltura en la TV. Como veis, no salgo, pero me veo en la imagen del Dr. Luis Benito (el más bajito de la izquierda)

Hacer un programa de divulgación de forma entretenida, sin caer en el amarillismo y la simplonería, me parece un reto muy difícil. Y la televisión debería ser un medio adecuado para conseguir mensajes científicos y atractivos. No sé si este programa lo va a conseguir, conmigo o sin mí.

He visto los tres primeros programas y la sensación es irregular. Hay una gran batiburrillo de temas a tratar, y a veces, de forma muy desordenada. Las entrevistas con pacientes que desnudan sus enfermedades son muy delicadas. Todos ponen buena voluntad y entusiasmo. No me considero público objetivo de este programa y desconozco qué efecto hará en la audiencia.

Les deseo lo mejor y me pongo en el difícil papel que tienen que desempeñar los profesionales sanitarios que participan.

Por ejemplo, el siguiente fragmento, me parece un ejemplo de cierto desorden al abordar los temas, además de una gran simpleza conceptual. http://www.rtve.es/alacarta/videos/esto-es-vida/esto-vida-tiene-ver-tomate-tension-arterial/3339849/ 

4 comentarios:

  1. Yo es que en este tipo de programas, independientemente de la buena voluntad que se tenga al crearlos (if any), veo un enorme conflicto de intereses. Por un lado, es un programa de televisión, su único objetivo es ganar dinero, cosa que se consigue con audiencia. Hasta aquí, normal.

    El problema es que no se consigue audiencia con un programa que tenga una mínima profundidad o complejidad, y la salud no me parece precisamente un tema en el que convenga trivializar. La audiencia se consigue entreteniendo o enganchando. La salud puede ser entretenida, hasta cierto punto y si se evitan ciertos temas (de nuevo, mejor renunciar a la profundidad y a la complejidad), pero para enganchar hay que cruzar ciertas líneas. Y ahí sucede el conflicto de intereses, y se sacrifica la seriedad y el tratamiento correcto de los temas que se tratan en pos de atraer al mayor número de espectadores posible.

    Es muy fácil, en un tema como el sanitario y de la salud, caer en lo simplón y lo efectista, y siendo televisión, caer en el espectáculo sin límites. Ciertamente, no me atrae mucho la idea de un programa como ese, ya he visto el patrón de la salud hecha espectáculo en otro programa que creo que todos conocemos (y otros que igual no conocemos tanto), y me voy a ahorrar el adjetivo que se me viene a la mente para ilustrar mi opinión.

    A lo mejor me equivoco y estamos ante un programa serio con afán de divulgación, muy profesional y que merece la pena. Pero viendo el fragmento que compartes, creo que prefiero quedarme con la duda y no emplear mi tiempo en ver un programa como ese. Mi dinero, desgraciadamente, sí que lo voy a emplear...

    Visto lo visto, casi que prefiero que no estés en ese programa, creo que tarde o temprano tendrías que elegir entre dejarlo o sacrificar todas las cosas buenas que tiene este blog tuyo que NO tiene ese programa...

    ResponderEliminar
  2. De acuerdo con Raúl. Por otro lado, soy más partidario de mensajes sanitarios breves y frecuentes, por supuesto con una presentación atractiva. A lo mejor, al estilo de "El Libro Gordo de Petete". Pero desde luego nunca como un "show"...

    ResponderEliminar
  3. No es sencillo, como comentáis, hacer un programa de calidad científica cuando lo que se pretende es conseguir audiencia. Si atendemos a los índices de audiencia, veremos que los cerebros del país están atendiendo al "Sálvame", y a ese nivel se puede aspirar. La divulgación médica puede ser atractiva a la vez que una tarea ingrata. Yo, Vicente, también tengo un blog. Mis entradas no están tan ilustradas como las tuyas pero los temas son variados. He conseguido ir contestando a más de 5000 preguntas en Doctoralia. Y la colaboración con RTVE no te deja las manos libres para decir lo que quieras, a veces ni siquiera que el tomate no tiene sodio. Piensas en lo que puedes hacer, no en lo que dejas de hacer o en lo que crees que podrían estar mejor dicho. Mientras el nivel cultural de la audiencia no dé más que para los realities, habrá que estudiar cómo paso a paso se puede incrementar el conocimiento saliendo del amarillo. Esa es la batalla. Si te dejan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te comprendo y valoro el esfuerzo que hacéis.
      Un abrazo

      Eliminar